• Francisco a OMP


    Discurso a la Asamblea OMP
  • Octubre 2019: Un mes misionero


    El Papa propone celebrar un mes dedicado a la Misión en el centenario de Maximun Illud
  • Discurso del Cardenal Filoni a OMP


    "El Evangelio nunca está anunciado por completo. La misión es el corazón de la fe"
  • Guía Compartir la Misión


    Propuestas de Voluntariado Misionero y #VeranoMisión para jóvenes

20 jun. 2016

Misión en Filipinas. Testimonio de Sor Celia

Compartimos con vosotros la carta que nos ha escrito Sor Celia, misionera de nuestra diócesis en Filipinas:

Va hacer tres años que resido en Tagaytay City, una ciudad situada un poco más al sur que Manila en la misma Isla de Luzón. Aquí me destinó la obediencia después de dejar en marcha la primera fundación que se llevó a cabo en Manila -Ciudad S.Juan-  para comenzar otra nueva aventura y abrir un nuevo hogar, aquí en Tagaytay, para tantos pobres ancianos/as que llaman a nuestra puerta. De momento estamos en los comienzos de la construcción. Mientras, las tres hermanas asignadas vivimos en una casa de renta con 5 abuelitas todas ellas sin recursos, y atendemos cada día a muchos pobres que solicitan alimentos, medicinas, ropa... nuestras hermanas de Manila nos proveen de todo esto y podemos llegar a muchos hogares a través de estas pequeñas colaboraciones que vemos es para ellos un privilegio y para nosotras un gozo muy grande poder aliviar un poco su extrema miseria. Los pobres siempre te evangelizan y desde luego en este Año Santo de la Misericordia una siente todavía más fuerte la urgencia de colaborar en favor de los más desheredados, en los que descubres el rostro de Cristo sufriente.
Un abrazo grande y saludos a cuantos trabajáis en esa hermosa tarea. Un abrazo unido la oración, con el ruego de que también vosotros nos recordéis en vuestra plegaria. Con cariño de hermana.
Sor Celia

Compartimos con vosotros algunas fotos que nos ha enviado Sor Celia:

Las primeras fotos son de un día que fuimos al barrio de los "Squaters" -los sin techo- a llevarles arroz, chinelas, pasta y galletas.
Luego, en nuestra casa donde cada día acuden varias familias a pedir alimentos.
La última estamos con los obreros, con motivo de la Visita Canónica de nuestra Madre general en febrero, se les dió un día la comida y una bolsa con café galletas etc. y otra con todo lo de aseo.

video